La prueba de detectives en el proceso laboral desde la perspectiva de la nueva ley de seguridad privada

VolverEl pasado 5 de abril de 2014 se publicó en el Boletín Oficial del Estado, la Ley 5/2014 de Seguridad Privada, cuya vigencia se produce el día 5 de junio de 2014.

Si bien esta norma no regula específicamente asuntos sustantivos o procesales laborales de aplicación general, sí introduce una serie nueva de obligaciones que deberán de tenerse en cuenta a la hora de contratar, elaborar y llevar a juicio la prueba de detectives, a veces tan necesaria en el proceso laboral.

Por ello, como abogados especialistas en derecho laboral procesal, entendemos interesa precisar el contenido general del derecho del empresario a verificar el cumplimiento de las obligaciones laborales, y su uso mediante la denominada prueba de detectives aclarando las nuevas necesidades legales que la Ley de Seguridad Privada impone a este tipo de investigaciones privadas.

El artículo 20.3 del Estatuto de los Trabajadores facilita al empresario la posibilidad de adoptar las medidas que estime más oportunas de vigilancia y control para verificar el cumplimiento por el trabajador de sus obligaciones y deberes laborales, si bien el propio artículo cita expresamente que dichas medidas deberán guardar en su adopción y aplicación la consideración debida a la dignidad humana del trabajador, es decir que dichas medidas deberán tener como límite el respeto a los derechos fundamentales del trabajador.

Por ello, y con respecto a la prueba de detectives que nos ocupa, el primer límite ha de ser que en la realización de dicha prueba se deberán respetar los derechos fundamentales del trabajador, puesto que de lo contrario dicha prueba bien podrá ser inadmitida de inicio en el acto del juicio, o bien declarada nula en un momento posterior.

Como despacho especializado en Derecho Laboral conocemos de la importancia de este tipo de pruebas en determinados procesos, especialmente en procesos relativos a despidos disciplinarios, y por ello la primera recomendación es evitar cualquier vulneración de derecho fundamental realizando el denominado “test de proporcionalidad”.

La legalidad de la prueba se obtendrá siempre que se supere dicho test sometido a tres condiciones:

• Que la medida se susceptible de conseguir el objetivo propuesto (juicio de idoneidad)

• Que además, sea necesaria, en el sentido de que no exista otra medida más moderada para la consecución del objetivo propuesto (juicio de necesidad)

• Que sea ponderada o equilibrada, por derivarse de ella más beneficios o ventajas para el interés general que perjuicios sobre los valores en conflicto (juicio de proporcionalidad en sentido estricto)

Partiendo de este límite general que ya se venía aplicando y lo seguirá siéndolo, la novedad está en los nuevos requisitos impuestos por la nueva Ley de Seguridad Privada, que pasamos a resumir:

• El despacho de detectives deberá estar habilitado para el ejercicio de la profesión, debiendo estar inscritos en el Registro Nacional de Seguridad Privada (Ver otros requisitos en el artículo 24 de la Ley 5/2014).

• Se debe obligatoriamente formalizar por escrito un contrato por cada servicio de investigación que les sea encargado, comunicándose su celebración al Ministerio del Interior, o al órgano autonómico correspondiente (Artículos 9 y 25 de la Ley 5/2014)

• El informe de investigación, el despacho de detectives deberá elaborar un único informe en el que reflejarán el número de registro asignado al servicio, los datos de la persona que encarga y contrata el servicio, el objeto de la contratación, los medios, los resultados, los detectives intervinientes y las actuaciones realizadas, que se registrará de la forma que reglamentariamente se establezca.

• En el informe de investigación, únicamente se hará constar información directamente relacionada con el objeto y finalidad de la investigación contratada, sin incluir ningún tipo de información o dato de carácter personal especialmente protegido del sujeto investigado, que no resulte necesario o no guarde relación directa con el objeto y finalidad ni con el interés legítimo alegado para la contratación.

En conclusión, es nuestra recomendación como despacho de abogados especialistas en Derecho Laboral, el respetar tanto el límite general de respeto a los derechos fundamentales expuestos, como los nuevos límites de legalidad ordinaria establecidos por la nueva Ley de Seguridad Privada, con el objetivo de asegurar la plena validez de la prueba de detectives en el proceso laboral, puesto que en caso contrario la prueba será declarada nula o ilícita y no tendrá efecto alguno en el pleito, siendo muchas veces esta prueba la principal para la garantía de éxito del mismo.

Pedro-Gomez-Rivera  Pedro Gómez Rivera

Director del Departamento de Derecho laboral | Madrid (España)

 

Belzuz Abogados SLP

La presente publicación contiene información de carácter general sin que constituya opinión profesional ni asesoría jurídica. © Belzuz Abogados, S.L.P., quedan reservados todos los derechos. Se prohíbe la explotación, reproducción, distribución, comunicación pública y transformación total o parcial, de esta obra, sin autorización escrita de Belzuz Abogados, S.L.P.

Madrid

Belzuz Abogados - Despacho de Madrid

Nuñez de Balboa 115 bis 1

  28006 Madrid

+34 91 562 50 76

+34 91 562 45 40

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Lisboa

Belzuz Abogados - Despacho de Lisboa

Av. Duque d´Ávila, 141 – 1º Dtº

  1050-081 Lisboa

+351 21 324 05 30

+351 21 347 84 52

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Oporto

Belzuz Abogados - Despacho de Oporto

Rua Julio Dinis 204, Off 314

  4050-318 Oporto

+351 22 938 94 52

+351 22 938 94 54

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Asociaciones

Subir